miércoles, 27 de marzo de 2013

Mañana nos vamos a La India


Mañana es el día. Mañana salimos dirección a Nueva Delhi. Tengo intención de ir escribiendo en el blog todos los días si el cansancio, el wifi, las ganas, y las circunstancias lo permiten. Tenemos muchos viajes largos en coche, avión o autobús, así que tiempo para escribir habrá.

Si no pudiera ser escribiré a mi vuelta: ¡¡que paséis unos buenos días de descanso en esta Semana Santa!!

PD: foto de historiasdediequito.es

Desarrollo del día del árbol

La primera de las sabinas
 El día del árbol fue una bonita experiencia en la que pude plantar hasta tres sabinas y un par de plantas medicinales. Empezó a las 10 de la mañana del sábado, aunque tardamos un poco más en ponernos el mono de trabajo. El tiempo nos acompañó e hizo que disfrutáramos de una mañana muy agradable.

A las 10:20 empezamos a observar con prismáticos los pájaros de la zona de Villanueva de Gállego. Al mando Eduardo Viñuales, representante de SEO/BirdLife (Sociedad Española de Ornitología) una organización que se dedica al estudio y la conservación de las aves. Eduardo nos ilustró con su sabiduría, explicándonos los tipos de entornos que hay en la zona, y cómo los pájaros se relacionaban con ellos.

Tras plantar una medicinal

Pasada una hora empezamos a limpiar la zona en la que íbamos a plantar. Con guantes y bolsas de basura nos adentramos en la zanja donde habían colocado los agujeros en los que plantaríamos, con el objetivo de reducir los cartones, papeles, plásticos y demás deshechos que complicaban la proliferación de los árboles. Después cada uno eligió un agujero y empezamos a plantar las sabinas. Yo planté o ayudé a plantar hasta tres de ellas. Primero retirábamos las piedras más gordas, después colocábamos la sabina y enterrábamos sus raíces. Entonces era el momento de pisar en los alrededores para volver firme el piso y asentar el árbol. Tras esto colocamos una hilera de piedras gordas que rodeaba el agujero para hacerlo bien visible, y finalmente la regábamos.


La tercera parte de la mañana se reservó para las plantas medicinales. Tomillo o menta entre otras eran las protagonistas de un proceso mucho más agradable que el anterior. El terreno era más agradecido y fue mucho más fácil plantarlas. De este tipo plantamos dos.

Y al final, un merecido rancho a cargo del ayuntamiento de Villanueva de Gállego. Arroz con patatas, y de postre una naranja.
Los protagonistas


Los Aslandticos - Mi primer día

Repite conmigo:
Lo tengo claro,
lo pasado pasado,
el futuro ha llegado,
lo tengo claro,
hoy es mi primer día,
del resto de mi vida,
me sobra la energía,
lo tengo claro porque...
No, no, no, nada se mueve si no lo empujo yo.
Porque no, no, no me puedo esperar ni un día mas.



Hoy será mi primer día y mañana también y el resto de mi vida. Porque...

Hoy le he ganado la batalla a la montaña de la ropa sucia, hoy, hoy,
ninguna tarea me asusta, ningún encargo me disgusta, porque...
hoy he vuelto a por mi tiempo, hoy me quedo a vivir en mi cuerpo,
solo espero estar en lo cierto y que todo esto no se quede en el intento.

Hoy será, será, será, será mi primer día
y mañana también y el resto de mi vida.
Porque hoy será, será, será, será mi primer día
y mañana también y el resto de mi vida.

Hoy le he ganado la batalla a la inconsciencia,
a la ignorancia, a la desidia, a la impotencia,
a la vergüenza de que no terminas porque
nunca empiezas,
y hasta la fecha no lo he podido nunca asegurar,
pero cuando tu quieras te lo demuestro,
que ya todo ha empezado a mejorar.

To' lo que tenía que dejar,
hoy lo voy a dejar para siempre.
Voy a recuperar la costumbre
de considerar los consejos de la gente
y levantar bien alta la frente,
hoy voy a terminar lo que tenía pendiente,
solo es cuestión de echarle huevos,
tampoco es nada nuevo, pero hoy me
siento fuerte.

Hoy puedo, hoy el premio me lo llevo,
hoy me sobra la energía, es el punto de partida.

Porque...
Hoy será, será, será, será mi primer día
y mañana también y el resto de mi vida.
Porque hoy será, será, será, será mi primer día
y mañana también y el resto de mi vida.

Repite conmigo:
Lo tengo claro (lo tengo claro),
lo pasado pasado (lo pasado pasado),
el futuro ha llegado (el futuro ha llegado),
lo tengo claro (lo tengo claro),
hoy es mi primer día (hoy es mi primer día),
del resto de mi vida (del resto de mi vida),
me sobra la energía (me sobra la energía),
lo tengo claro porque.
No, no, no, nada se mueve si no lo empujo yo.
Porque no, no, no me puedo esperar ni un día mas.
Hoy será, será, será, será mi primer día
y mañana también y el resto de mi vida.
Porque hoy será, será, será, será mi primer día
y mañana también y el resto de mi vida.

lunes, 25 de marzo de 2013

Unir los puntos

Steve Jobs hizo un discurso en la Universidad de Stanford en 2005 hablando de cómo unir los puntos. Merece la pena invertir los quince minutos que dura el vídeo:


  • Unir los puntos: No sabemos para qué puede servir lo que estamos haciendo ahora, ni lo que hicimos hace un tiempo. Sólo mirando el camino desde atrás entenderemos por qué lo hicimos y para qué nos ha servido.
  • Hacer lo que se ama: No os conforméis con algo que no os guste hacer. Cuando las cosas se hacen con amor todo mejora, aunque a veces la vida te dé con un ladrillo en la cabeza.
  • Vivir cómo si fuera tu último día: Recordar que vas a morir pronto es la mejor herramienta para tomar decisiones importantes. Todo se desvanece ante la posibilidad de morir: los miedos, el orgullo...  dejando sólo lo que es importante. Pensando esto no tendrás nada que perder. Nuestro tiempo es limitado, así que no lo gastemos viviendo la vida de otras personas. No permitáis que pensamientos ajenos ahoguen los vuestros.

viernes, 22 de marzo de 2013

Cuenta atrás para La India


Si todo va según lo previsto dentro de una semana a estas horas estaré recién aterrizado en Nueva Delhi, la capital de La India. Empieza el tramo final de los preparativos, el atarlo todo y fijar un plan más concreto sobre lo que vamos a ver allí y cómo lo vamos a ver. Hace ya unos meses que tenemos trazado el itinerario con las ciudades que vamos a visitar, y aunque vamos en viaje relámpago y apenas vamos a estar un día en cada ciudad, seguro que es una gran toma de contacto con este país asiático.

Empiezan también un poco los nervios. Qué comeremos, cómo nos afectará el impacto del cambio de cultura, si será muy fácil encontrar agua mineral para beber o si pasaremos mucho calor son algunas de las preguntas. El itinerario va a ser el siguiente:


  • Jueves 28 de marzo
    • 14:20 Salida desde Zaragoza en bus
    • 18:20 Llegada a Madrid
    • 21:10 Salida desde Madrid en avión
  • Viernes 29 de marzo
    • 7:15 Llegada a Dubai
    • 10:05 Salida de Dubai en avión
    • 14:45 Llegada a Delhi
    • Noche en Delhi
  • Sábado 30 de marzo
    • 8:00 Salida de Delhi en coche
    • 12:00 Llegada a Agra
    • Noche en Agra
  • Domingo 31 de marzo
    • 8:00 Salida de Agra en coche
    • 12:00 Llegada a Jaipur
    • Noche en Jaipur
  • Lunes 1 de abril
    • 17:30 Salida de Jaipur en coche
    • 21:30 Llegada a Delhi
    • Noche en Delhi
  • Martes 2 de abril
    • 9:00 Salida de Delhi en avión
    • 10:30 Llegada a Varanasi
    • Noche en Varanasi
  • Miércoles 3 de abril
    • 7:15 Salida de Varanasi en avión
    • 9:45 Llegada a Delhi
    • Noche en Delhi
  • Jueves 4 de abril
    • Noche en Delhi
    • 4:15 Salida de Delhi en avión
    • 6:10 Llegada a Dubai
    • 14:25 Salida de Dubai en avión
    • 20:20 Llegada a Madrid
    • 22:45 Salida de Madrid en bus
  • Viernes 5 de abril
    • 2:45 Llegada a Zaragoza

jueves, 21 de marzo de 2013

El Día del árbol

Gracias a la iniciativa GREEN campus de la Universidad San Jorge voy a cumplir uno de mis objetivos: plantar un árbol. Os lo conté hace tiempo en el blog y cuando surgió la oportunidad me apunté sin dudarlo. No sé si lo sabéis, pero hoy es el día mundial del árbol, y en la USJ aprovechan el sábado para celebrarlo.

La actividad se compone de dos actividades distintas relacionadas con el medio ambiente: la plantación de sabinas y la plantación de un jardín de plantas medicinales. Además nos darán un diploma y nos darán de comer un rancho. ¿Qué más se puede pedir?

No tengo mucha más información, pero el lugar elegido serán los alrededores de Villanueva de Gállego. Os deleitaré con imágenes de lo plantado.

Y bueno, ahora que os acabáis de enterar de que es el día mundial del Árbol... ¿no os animáis a hacer algo parecido?

miércoles, 20 de marzo de 2013

Los semáforos en Zaragoza


Antes de la llegada del tranvía Zaragoza ya era una de las ciudades españolas con mayor número de semáforos por metro cuadrado, pero con la llegada de este nuevo medio de transporte las cosas han empeorado bastante. No solo porque haya aumentado el número de estos elementos que regulan el tráfico de forma automática, también porque algunos tienen una funcionalidad dudosa. 

Por las mañanas, cuando voy a trabajar, me topo con 6 semáforos en rojo antes de perder de vista el bloque de pisos donde vivo. Son diez minutos los que tardo en salir de este tramo, los mismos que me cuesta recorrer los otros 10 km restantes para llegar. La verdad es que no sé nada de semáforos, ni de regulación del tráfico, pero me cuesta creer que no se pueda hacer mejor. 


Todavía estamos en pruebas del tranvía, pero ya llevamos más de un mes y la cosa no mejora. Al final, si no nos lo prohíben, lo mejor va a ser ir en bici a trabajar: por medio ambiente, precio y comodidad. Excepto en los días de lluvia o de viento huracanado que tanto sufrimos los zaragozanos.

PD: Datos 700.000 es la población de Zaragoza / 16.000 semáforos en la ciudad = 44 personas por cada semáforo.

martes, 19 de marzo de 2013

Cantando por el cambio - Playing For Change

Introducción desde la web playingforchange.com:

Playing For Change es un movimiento multimedia creado para inspirar, conectar y promover la paz en el mundo a través de la música. La idea del proyecto surge de la convicción de que la música desarma las fronteras y nos ayuda a superar nuestras diferencias. Independientemente de nuestros orígenes geográficos, políticos, económicos, espirituales o ideológicos, la música tiene el poder universal de unirnos como habitantes de un mismo planeta. Hemos elaborado un estudio de grabación móvil, usando el material utilizado en los mejores estudios, para viajar a través del mundo y grabar, donde la música nos llevara.
No conocía esta iniciativa, pero me ha encantado una de las canciones que he escuchado, la famosa 'Stand By Me' de Ben E. King. A raíz de eso he empezado a investigar y he llegado a su página web, donde se pueden ver y escuchar las 74 canciones que ya han interpretado por todo el mundo, mezclando y acoplando los sonidos de cada ciudad. Llevan mucho tiempo trabajando y por la calidad de su trabajo y sobretodo por su finalidad merecen ser conocidos. ¡Compartidlo! Os dejo dos vídeos:




lunes, 18 de marzo de 2013

Ana Frank y la pirámide de Maslow

En ocasiones me acuerdo de Ana Frank, esa niña judía que escribió un diario mientras estaba escondida de los nazis. Ella, su familia y otra familia más permanecieron ocultos de la persecución alemana contra los judíos. Fueron más de dos años en los que Ana escribía sobre sus pensamientos, sentimientos y lo que ocurría dentro y fuera del escondite.

Ana se preocupaba por su supervivencia y la de sus seres queridos. Se preocupaba de no hacer ruido para no ser descubierta. Se preocupaba de que llegase la comida que traían desde el exterior las personas que la ayudaron a ocultarse de los nazis. Y como Ana, millones de personas tuvieron que preocuparse principalmente de su supervivencia, y no hablo solo de la Segunda Guerra Mundial, si no de cualquier guerra o conflicto. Y no hablo solo en la historia, sino también en la actualidad, en países que no son el nuestro.

Nosotros vivimos en un estado de bienestar en el que las preocupaciones son otras. Ana murió de tifus en un campo de concentración, con la cabeza rapada y un número identificativo tatuado en su piel: para los nazis solo era un número. Su cuerpo lleno de costras aguantó lo que seguramente y afortunadamente no aguantaremos ninguno de los que leemos esto. En esas condiciones Ana se preocupaba de su hermana mayor, que estaba peor que ella. Pero nosotros nos preocuparemos porque hace viento, o porque no sabemos que hacer con nuestra vida.

Ana sabía qué es lo que tenía que hacer: sobrevivir. Su pirámide de Maslow (imagen) oscilaba entre cumplir con la base (Fisiología) y la siguiente fase (Seguridad). Ese era su propósito en la vida, porque si no cumples lo de abajo de la pirámide, lo de más arriba no te lo puedes plantear. Para la gran mayoría de nosotros esas dos partes de la pirámide siempre están cubiertas, y nos preocupamos de cosas relativas a los tres niveles superiores. Las dos de debajo no nos permiten elegir y sabemos que tenemos que hacer para cumplirlas: comer, beber, dormir, tener trabajo, tener salud... Pero cuando subimos ya nos vemos en la obligación de tener iniciativa para elegir nuestro camino, y ahí nos perdemos muchos.

viernes, 15 de marzo de 2013

Cuarteto de Nos

Cuarteto de Nos es un grupo uruguayo que descubrí por casualidad navegando por Internet. Son muy cañeros y con un estilo muy particular:

Me amo


Miguel gritar


No soy el hijo de Hernández


Yendo a la casa de Damián


Invierno del 92

Correr y leer

Will Smith nos explica en dos minutos las claves de la vida:


  1. Correr --> Si corriendo estás cansado y hay una voz dentro de ti que te dice que pares, si aprendes a derrotar a esa voz aprenderás cómo no rendirte nunca.
  2. Leer --> Antes que tú ha habido miles de millones de personas. Cualquier problema que tengas ya lo ha tenido antes otra persona y seguro que lo ha plasmado en alguna parte.

jueves, 14 de marzo de 2013

Calamaro directo

Flaca

Mi enfermedad

Mil horas

Crímenes perfectos

La parte de adelante

El salmón

Paloma


Extra: (Sin imágenes)

No me pidas + Señal que te he perdido

No discutir con idiotas


Este curioso vídeo da mucho que pensar... ¿qué aprenderíais de él? Seguramente que no discutamos con idiotas, tal y como dice el nombre del vídeo. Pero también que no tenemos que demostrarle nada a nadie, excepto a nosotros mismos. Sólo competimos contra nosotros, ¡no contra los demás!

miércoles, 13 de marzo de 2013

El poder de la visualización

Se dice que las cosas se crean primero en la mente y después en la realidad. Ningún objetivo se ha conseguido nunca sin imaginarlo primero. El poder de la visualización es enorme aunque la mayoría de nosotros lo utilizamos más en nuestra contra que en nuestro beneficio. Cuando temes a algo lo imaginas, y como lo temes tanto no haces más que darle vueltas imaginándolo una y otra vez, así hasta que al final se cumple. Pero cuando deseamos algo no lo visualizamos tanto. Quizás pensamos que es difícil, que no lo conseguiremos, y lo apartamos de nuestra mente.

¿Por qué no hacemos más que visualizar lo malo y no lo bueno? El visualizar las cosas nos convence de que las cosas pueden suceder, para bien o para mal. Cuanto más lo visualizamos más cerca está de que suceda. Por supuesto no hablo de milagros como que nos toque la lotería, sino de conseguir objetivos que dependan de nosotros. La visualización sin trabajo sirve de poco, pero el visualizarlo implica una ilusión que hace que nos movamos de forma inconsciente para conseguirlo.

El año pasado, antes de cada partido utilizaba la visualización. Me imaginaba haciendo goles en distintas situaciones. Era una costumbre que he dejado de hacer, porque a veces consideramos estos trabajos mentales una pérdida de tiempo, priorizando otras cosas que quizás no son tan importantes. Ayer retomé esa costumbre con unos grandes resultados: hice tres goles. Alguno me dirá: "Enhorabuena, ¿quieres un pin?". Evidentemente meter tres goles es una satisfacción personal, pero no tiene mayor importancia que el habérmelo imaginado antes y haberlo conseguido. A veces da miedo visualizar cosas grandes porque el no cumplirlas puede ser una gran decepción, pero... ¿a caso no es mayor decepción no intentarlo? Nuestra imagen mental de nosotros mismos consiguiendo objetivos, unido a la repetición una y otra vez de frases motivadoras como "puedo" o "quiero" da mucha fuerza. Atreveos a intentarlo.

martes, 12 de marzo de 2013

Cuando todo va mal

Mario Luna es un gurú de la motivación que fundó el proyecto de seducción científica. Normalmente todo el material que genera está adaptado a los fines de su proyecto, pero de vez en cuando nos sorprende con vídeos más generales que pueden ser aplicables a cualquier ámbito de la vida. Es el caso del vídeo que os traigo hoy.

Lo vamos a escuchar hablarnos de la zona de confort de la que tanto he escrito en este blog, y de las oportunidades que nos dan las adversidades para crecer. Neguémonos a ser una víctima de las circunstancias:

 

lunes, 11 de marzo de 2013

Lo que aprendió Ric Elías

La última pauta que escribí en el blog hablaba de la mentalidad de lecho de muerte. No hay un vídeo que ilustre mejor el concepto de esa pauta que este. Habla Ric Elías, un estadounidense que viajaba en un avión que tuvo que aterrizar en el río Hudson. Debido al choque con una bandada de pájaros ambos motores quedaron dañados, así que el piloto tuvo que realizar un aterrizaje de emergencia. Ric iba en primera fila en aquel avión, y nos narra lo que aprendió en aquel vuelo, mientras se daba cuenta de que seguramente iba a morir.



Imaginen una gran explosión cuando estás a 900 metros de altura.

Imaginen un avión lleno de humo.
Imaginen un motor haciendo clac, clac, clac, clac, clac, clac, calc.
Suena aterrador.

Bien, yo tenía un asiento único ese día. Estaba sentado en el 1D. Era el único que podía hablar con los asistentes de vuelo. Así que de inmediato los miré, y dijeron: "No hay problema. Probablemente golpeamos algunas aves". El piloto había virado el avión, y no estábamos tan lejos. Se podía ver Manhattan. Dos minutos más tarde tres cosas sucedieron al mismo tiempo. El piloto alineó el avión con el río Hudson. Generalmente esa no es la ruta. Apagó los motores. Imaginen estar en un avión y sin ruidos. Y luego dijo tres palabras, las tres palabras más desapasionadas que haya escuchado: "Prepárense para el impacto".

No tuve que hablar más con la asistente de vuelo. Pude verlo en sus ojos, era terror. La vida se terminaba. quiero compartir con ustedes tres cosas que aprendí sobre mí mismo ese día. Aprendí que todo cambia en un instante. Tenemos esa lista de cosas para hacer antes de morir, estas cosas que queremos hacer en vida, y pensé en toda la gente a las que quería llegar y no lo hice, todas las cercas que quería reparar, todas las experiencias que he querido tener y nunca tuve. Mientras pensaba en eso más adelante, me vino una frase, que es "Colecciono vinos malos". Porque si el vino está listo y la persona está ahí, lo voy a abrir. Ya no quiero aplazar nada en la vida. Y esa urgencia, ese propósito, realmente ha cambiado mi vida.

Lo segundo que aprendí ese día mientras evitábamos el puente George Washington, que no fue por mucho, pensé sobre que realmente sentía un gran pesar. He vivido una buena vida, en mi humanidad y con mis errores, he tratado de mejorar en todo lo que hice. Pero en mi humanidad también di lugar a mi ego. Y lamento el tiempo que desperdicié en cosas que no importaban con gente que sí importa. Y pensé en mi relación con mi esposa, con mis amigos, con la gente. Y después, como medité en eso, decidí eliminar la energía negativa de mi vida. No es perfecta, pero es mucho mejor. En dos años no he tenido una pelea con mi esposa. Se siente de maravilla. Ya no trato de tener razón, elijo ser feliz.

Lo tercero que aprendí, y esto es como que tu reloj mental va descontando: "15, 14, 13...", ves el agua aproximarse diciendo "por favor, vuela!, no quiero que esto se rompa en veinte piezas como se ven en esos documentales". Y mientras bajábamos, tuve la sensación de  que morir no da miedo. Es como si nos hubiésemos estado preparando para ello toda nuestra vida. Pero fue muy triste, no me quería ir: amo mi vida. Y esa tristeza me llevó a un único pensamiento, que es que sólo deseo una cosa: ojalá pudiera ver a mis hijos crecer. Un mes mas tarde, estaba en una actuación de mi hija y grité y lloré como un pequeño. Para mí, esa era toda la razón de ser del mundo. En es punto comprendí que lo único que importa en mi vida es ser un gran padre.

Se me concedió un milagro, el de no morir ese día, pero se me concedió otro regalo: la posibilidad de mirar el futuro y volver y vivir de otra forma. A ustedes que están volando hoy, los desafío a que imaginen que lo mismo les pasa en su avión, y ojalá no sea así, pero imagínenlo, ¿cómo cambiarían? ¿Qué es lo que harían, que aún esperan hacer porque piensan que van a vivir para siempre? ¿Cómo cambiarían sus relaciones y la energía negativa en ellas? Y lo más importante, ¿están siendo los mejores padres que pueden?



viernes, 8 de marzo de 2013

Graffitis con mensaje

Este artículo está dedicado a todos esos filósofos de la calle que plasman sus mensajes en las paredes. Esta práctica da un toque de romanticismo a las ideas que escriben, y a mi personalmente me inspiran mucho:


Ahora sería el mejor momento


El mundo está muy oscuro, ilumina tu parte.


Las mejores cosas de la vida, no son cosas


Apaga la tele... Leete un libro


Soy nada y todo, de ningún sitio, de aquí y de todos lados.


Si no vives como piensas acabarás pensando como vives


Ayer se fue, mañana será, ¡hoy es el gran día!


Mi ambición está limitada por mi pereza


¡¡Vence el miedo!!


Es sencillo ser feliz, lo difícil es ser sencillo.


¿Hacia donde va tu vida?


Sólo está derrotado aquel que deja de soñar.


Prohibido volver atrás.


Naciste para ser real, no perfecta.

jueves, 7 de marzo de 2013

11º - Mentalidad de lecho de muerte

Mentalidad de lecho de muerte. Imagina una situación del día anterior en la que pudiste morir. ¿Estás preparado par morir? Hoy es un plus, un regalo para disfrutar. Tienes que estar preparado en cada momento, cualquier problema se reduce y muere comparándolo con la muerte.

Soy consciente de que suena un poco fuerte esta pauta, pero sólo es por nuestra cultura. En el mundo desarrollado en el que vivimos la muerte no está presente en el día a día, olvidándonos de que todo es temporal. En el tercer mundo o hace años en el mundo desarrollado la muerte era parte de la vida, algo natural que tiene que pasar. En algunas culturas se celebra la muerte porque es un paso a una mejor vida, no es ningún drama para nadie. Pero aquí es prácticamente un tabú.

En el tercer mundo la vida es más frágil y por eso cualquier problema se toma de otra forma, lo relativizan todo mucho más. Aquí podemos pasar una noche en vela porque el equipo rival ha ganado un partido de fútbol.

Si mueres todo se termina, todos tus problemas se acaban para ti. Si miras al futuro y te planteas cuantos de tus problemas actuales perdurarán dentro de diez años seguramente muchos de ellos hayan dejado de ser problemas. Relativízalo todo.

miércoles, 6 de marzo de 2013

Ejemplo de superación

A Javier Hernández lo entrevistaron en la contraportada de un periódico aragonés, no recuerdo si fue en el Heraldo de Aragón o en el Periódico de Aragón. Esta entrevista llamó mi atención mientras estaba en el gimnasio, descansando entre ejercicio y ejercicio. No era muy larga pero tenía alguna que otra perla para recordarla.

Javier fue redactor del diario AS hace tiempo, escribía noticias sobre el Real Zaragoza, pero dejó su trabajo para intentar ir a los juegos paraolímpicos de Londres. Se preparó en tres años y consiguió clasificarse para tal cita, aunque no llegó a la final. Llegó un momento en el que todos los demás nadadores tenían brazos excepto él.

Ahora Javier se dedica a dar conferencias sobre superación basándose en su propia experiencia, aunque su deseo sigue siendo el de ser periodista. Lo que más me gustó de la entrevista que os he comentado antes fue  la idea de que siempre luchamos contra nosotros mismos. En nuestra vida siempre competimos contra los demás, nos comparamos con ellos e intentamos ser mejores, pero eso es un grave error. No debemos compararnos con el resto porque somos personas distintas y con diferentes circunstancias: debemos competir contra nosotros mismos. Con lo que hicimos anteriormente, con eso debemos compararnos para mejorar. Olvidémonos de los demás e intentemos mejorar lo que fuimos.

Esta era la vida de Javier cuando era periodista. Gracias Javier por inspirarnos con tu gran capacidad de superación:



lunes, 4 de marzo de 2013

La ambición de Hamt

Volvíamos de nuestra arriesgada misión con la sensación de que nada podía haber ido mejor. En la parte de atrás del vehículo Alessia no podía disimular su nerviosismo, algo lógico por otra parte después de más de 600 años encerrada. La habíamos liberado de un pueblo que esclavizaba a los seres como ella para beneficiarse de todo el poder que otorgaban al estar cerca. Alessia era un centauro precioso: su parte animal reflejaba una fragilidad que no era tal, y su parte humana era de una belleza incomparable. Su torso desnudo hacía intuir el mayor de sus poderes: la abundancia. Con Alessia cerca los terrenos florecían y las cosechas eran copiosas y de una calidad excelente. Rejdemton la había encerrado en una jaula, custodiada por cientos de soldados, alrededor de los campos que nutrían a los millones de habitantes que tenían. Y así actuaban con todos los demás, encerrados y custodiados para poder exprimir los diferentes poderes que cada ser otorgaba. Ellos tenían cientos de ellos encerrados, era un pueblo insaciable y oportunista que cada vez quería más. Controlaban y esclavizaban no solo a estos seres, sino a todos los pueblos colindantes excepto a Richton. Y hacía allí nos dirigíamos.

Richton era un pueblo pequeño, de unos dos mil habitantes. No sufrían los ataques de sus vecinos porque contaban con Manjuka, un centauro macho cuyo poder era la protección. Su aura hacía invencibles a sus habitantes a la hora de defenderse, aunque nunca a la hora de atacar. Era tal su poder que podía adivinar las intenciones de sus protegidos para darles o no el poder: siempre para evitar el daño, nunca para infringirlo. Manjuka vivía libre en la pequeña charca que había en los límites interiores de Richton, campaba a sus anchas y sabía que era el mejor lugar del mundo, ya que todos sus congéneres vivían atrapados en celdas en Rejdemton. Su propio poder hacía que los habitantes de Richton lo protegieran y evitarán que se lo llevasen, era una relación de ayuda mutua. Manjuka conseguía con su poder que Richton no fuese conquistado, y ese mismo poder daba fuerzas a sus habitantes para impedir que el centauro fuese raptado por Rejdemton. Con el tiempo el poderoso poblado dejó de intentar la conquista de Richton y llevarse a Manjuka. Sus numerosos ejércitos no podían ante las acometidas de aldeanos poseídos por una fuerza propia de dioses, siendo humillados docenas de veces.

Pero con Alessia todo iba a cambiar. Richton tenía cosechas que les permitían subsistir, pero no podían crecer. Sus campos no daban más de sí y obligaban a un control de la población bastante rígido. En general sus gentes eran felices con lo que tenían, que era poco, pero eran considerados alegres. Se conocían todos y reinaba la dicha y la armonía. Pero Hamt, su jefe supremo, nos encomendó la difícil misión que habíamos completado: traer a Alessia. Con ella todo iba a cambiar porque las cosechas traerían sobreproducción de comida para aumentar la población, y su descendencia con Manjuka traería más seres con poderes: pequeños centauros con poder de defensa y con poder de abundancia. Con estos pequeños la protección sería más grande, pudiendo adquirir más terreno en los alrededores para expandir Richton. Hamt tenía el sueño de equipararse algún día a Rejdemton con esta estrategia. 

Manjuka, a pesar de ser un ser con poderes bélicos, era un ser apacible y tranquilo que nunca perdía la calma. La charca donde vivía era poco profunda y pequeña, pero él era feliz allí. Los habitantes de Richton le colocaron un espejo de dimensiones bíblicas para reflejar la charca, de forma que pareciese el doble de grande. Una masa de rocas enorme se levantaba sobre el fluir del agua, unas apiladas encima de otras para formar una colina. Un poco más allá este agua traída por el río era engullida tierra a dentro formando un peligroso sifón. Era tan espectacular como arriesgado acercarse, por eso nadie lo hacía, ni si quiera el centauro.

Estábamos llegando a la charca de Richton y a Alessia se le veía cada vez más emocionada. Nos daba las gracias una y mil veces por haberla liberado, y ya se visualizaba libre por la charca. Hamt nos esperaba nervioso y casi se le saltaban las lágrimas cuando vio aparecer a la centaura. Se la presentamos y la soltamos cerca de la charca, al otro lado de la colina de piedras. En el lado más cercano al pueblo esperaban todas sus gentes para ver aparecer, subiendo la colina de rocas y emergiendo de la nada, al ser que iba a cambiar el devenir del futuro. Hamt subió al vehículo y nos incorporamos a la masa de gente que esperaba. 

Fue entonces cuando apareció, majestuosa sobre la cima de la colina, Alessia. El sonido de la masa fue espectacular, todos emocionadísimos, algunos lloraban y reían a la vez, otros saltaban. Los niños imitaban a sus mayores sin saber lo que realmente significaba la llegada de la centaura. Alessia miró hacia abajo y vio una charca enorme engañada por sus ansias y por el reflejo del espejo. Saltó desde lo alto de la colina confundiendo la profundidad de la charca y se fracturó una pata. La muchedumbre empezó gritó a lo lejos, pero lo peor aun estaba por llegar. Alessia se incorporó dolorida y percibió tres centauros más, pero su alegría se tornó en decepción al ver que era su reflejo y el de Manjuka, que apareció por sorpresa. Pero no era el Manjuka que todos conocían. Sus ojos estaban sedientos y su cara desencajada, estaba fuera de sí. Durante más de mil años no había visto otro ser mitológico y ahora, de repente, una preciosa centaura aparecía. Sangre caliente corría por sus venas, impulsos sexuales olvidados para él le hacían convertirse en un auténtico animal sediento de sexo. Sin ser consciente empezó a avanzar con violencia hacia Alessia, quien asustada por su semblante y por el dolor de su pata rota corrió torpemente en la primera dirección que se le ocurrió. Se dirigía, mirando hacia atrás sin percibir lo que tenía delante, al sifón que se tragaba el agua hacia el centro de la tierra. La gente, ante tal panorama, corrió despavorida en dirección a ella, pero estaban muy lejos. La persecución duró segundos, los que tardó Alessia en ser engullida, y después un poseído Manjuka. Varios habitantes fueron también engullidos por el sifón. Aquel fue el principio del fin de Richton.

El futuro se volvió negro. Con la muerte de Manjuka no había protección ante Rejdemton, y aunque tardaron siete meses en darse cuenta en el masivo pueblo vecino, la vida en ese periodo no fue nada fácil. Sus habitantes vivían atenazados y su alegría se había perdido. Sabían que el final llegaría tarde o temprano, y a nosotros no nos quedaban recursos para intentar la captura de otro centauro. Esos meses no fueron fáciles y decidimos irnos de Richton. Vagaríamos por la selva y el desierto o volveríamos a nuestro mundo, pero no podíamos hacer nada más por Hamt y su gente. Nos fuimos de allí y nos llevamos a Lensa, una niña que quedó huérfana en el accidente de los centauros. Nos enteramos al tiempo de que el ataque de Rejdemton fue especialmente sanguinario. Enrabietados por el robo de Alessia y por tantos años de resistencia. Hamt quedó allí hasta el último momento y murió con dignidad. Fue un gran líder que luchó por los suyos, pero sólo nosotros lo recordaremos así, porque de su gente ya sólo queda Lensa y nosotros, que también pertenecemos un poco a Richton.

La ambición hizo que Hamt quisiese más a pesar de tener todo lo necesario y esa ambición mató a su pueblo. Alessia aprendió un poco tarde que no es oro todo lo que reluce.

viernes, 1 de marzo de 2013

¿Te atreves a soñar?

Que no os asuste la duración del vídeo, porque no es para nada una pérdida de tiempo. InKnowation nos trae esta serie de valores para conseguir nuestros objetivos, explicando de una forma clara y concisa nuestras zonas personales. El texto lo transcribo debajo del vídeo. Empezad a soñar...


Ésta es tu línea de vida. Ahora estás en el presente. Has dejado atrás tu pasado y por delante está tu futuro. Si te preguntas a ti mismo cómo quieres que sea tu futuro, es fácil que tu respuesta sea: – “No lo sé. No tengo ni idea. Lo que sí sé, es lo que no quiero que me ocurra”.

Lo normal es que sepas decir lo que te gusta y lo que no te gusta de tu presente. Y si te paras a pensarlo, te des cuenta también de lo que te gustó y de lo que no te gustó de tu pasado. Sin embargo, es más que probable que la incógnita sobre lo que deseas para tu futuro, permanezca.
En general, desde pequeños, nos enseñan multitud de conocimientos, pero no nos enseñan a confiar en nosotros mismos.

Creer en ti, y tener claro lo que quieres, puede ser tildado por muchos de prepotencia. – “Hijo lo que hay que hacer es trabajar duro. Sacrificarse y aceptar tu destino. Soñar despierto, es una pérdida de tiempo”. Tampoco faltará quien te recuerde que eso es como el cuento de la lechera. Curiosa fábula que alguien debió inventar para que los demás dejaran de soñar. Una pena, porque en realidad la forma de conseguir tu meta, es soñar con lo que quieres, ponerle fecha de caducidad a tu sueño y luego trabajar para alcanzarlo. Te puede ir muy bien en el futuro. Todo depende de lo que tú creas.

Lo primero que debes hacer, es tomar conciencia de algunos sencillos conceptos, entenderlos y ponerlos en práctica. Empecemos por el concepto de zona de confort. Esta es la zona metafórica en la que estás cuando te mueves en un entorno que dominas. En ella las cosas te resultan conocidas y cómodas, sean éstas agradables o no.
Por ejemplo, estar atascado todos los días en el tráfico, es estar dentro de tu zona de confort, porque es lo que conoces. Que tu jefe te machaque en la oficina, es zona de confort, porque es lo que conoces. Que disfrutes o pelees con tu pareja, es zona de confort, porque es lo que conoces. 

Tus hábitos, tus rutinas, tus habilidades, tus conocimientos, tus actitudes y tus comportamientos, son también parte de tu zona de confort. Alrededor de tu zona de confort, está tu zona de aprendizaje. Esta es la zona a la que sales para ampliar tu visión del mundo. Y lo haces cuando aprendes nuevos idiomas, viajas a países desconocidos, tienes nuevas sensaciones, enriqueces tus puntos de vista, modificas tus hábitos, conoces otras culturas, o te encuentras con nuevos clientes. Es la zona donde observar, experimentar, comparar, aprender… Hay personas a las que esto les apasiona, y por ello frecuentan su zona de aprendizaje. En cambio, a otras les asusta, y para evitarlo, se mueven únicamente dentro de su zona de confort. Salir de ella, lo consideran un peligro.

Más allá de tu zona de aprendizaje, está la que llamamos la zona de pánico o la zona de no experiencia. Aquellos que no quieren que la transites, que suelen ser los que nunca salen, dicen que es la zona en la que pueden ocurrirte cosas gravísimas. Es como Finisterre, más allá, se acaba el mundo.
– “¡No salgas, que va a ser terrible! ¿Y si te sale mal?”
– “Ya, pero, ¿y si me sale bien?”

Esto último lo dicen sólo los que consideran que esta zona es en realidad la zona mágica. La zona en la que te pueden ocurrir cosas maravillosas, que aún no conoces, porque todavía no has estado allí. Es la zona de los grandes retos. Hay personas que creen que si salen a la zona mágica no podrán volver atrás, que su zona de confort desaparece. Esto es falso. Al salir lo que sucede, es que extienden su zona de confort y aprendizaje. Cambiar no significa que pierdes lo que tenías, significa que añades. El cambio es en realidad desarrollo. Esto podría parecer miedo a lo desconocido, pero en realidad es miedo a perder. A perder lo que tienes, o aún peor, a perder lo que eres.

Lo siguiente que tendrás que tener en cuenta, es la tensión emocional y la tensión creativa. Operan como dos fuerzas opuestas. La primera tirará de ti hacia tu zona de confort, y la segunda te hará avanzar a hacia el exterior. Para poder avanzar, tendrás que conseguir que tu motivación salga victoriosa frente a tus miedos. Te toca por tanto trabajar la tensión emocional, y especialmente los miedos que provoca salir de la zona de confort. Miedo al que dirán, miedo a fallar, miedo al ridículo y a la vergüenza. Deberás reconocerlos y enfrentarlos.

¿Te preguntas cómo puedes hacerlo? Cree en ti. Tú eres el protagonista de tu vida. Lo que tú no decidas, probablemente lo harán otros por ti. Al gestionar correctamente tus miedos, crecerá tu autoestima, y ésta te dará una nueva visión de la realidad, llena de oportunidades. Así podrás elegir mejor tu objetivo, tener claro cuál es tu sueño, buscar un qué, que te motive. Luego, compararás tu punto de partida con tu destino, y es fácil que sientas como si encogieras. Es normal, estarás tomando conciencia de lo que te falta por aprender. Te será útil recordar tus orígenes, tus valores y tus principios, y que reflexiones sobre tu misión personal en la vida. 

Para ayudarte a mantener la tensión creativa, y no ceder a la tensión emocional, será conveniente que pienses en tu misión personal. ¿Qué hay más allá de ese sueño? ¿Para qué quieres alcanzar tu sueño? En cuanto transformes tus prejuicios limitantes, confíes en ti y en tu sueño, y entiendas por qué y para qué lo haces, habrá llegado el momento de pasar a la acción y dejar atrás tu zona de confort.

Experimentarás el placer de aprender a perseguir tus sueños. Puede que al principio te sientas poco competente y vulnerable, que pienses que es arriesgado. ¡No pasa nada! Eres humano, y no lo sabes todo, estás aprendiendo. ¡Enhorabuena! ¡Estás avanzando hacia tu sueño!

Lo que te falta para comenzar a recuperar tu sensación de competencia, es volver a tu zona de confort a por los recursos personales que sin duda tienes, y que con las prisas, olvidaste utilizar. Coge los necesarios, ten paciencia con tu preparación. Confianza en tu objetivo. Prepara bien tu estrategia. Sé perseverante y positivo, y antes de lo que te imaginas, tu sueño, se habrá hecho realidad.

¿Te atreves a soñar?

Post Relacionados:

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger…